Dan de alta a Andro, joven agredido en taquería de la Roma

Andro Manuel Nava aún debe permanecer bajo observación y evaluación de su estado de salud, indicó la familia.

Andro Manuel Nava, el joven que fue atacado en un restaurante de la colonia Roma, ya fue dado de alta del Instituto Nacional de Neurología (INN), informaron familiares.

Tras cuatro días de permanecer internado por el golpe que recibió en la cabeza, el joven de 20 años de edad se encuentra en su domicilio convaleciente, sin que pueda considerarse que ya superó el peligro.

En un comunicado, la familia Nava expuso que el diagnóstico de Andro es un trauma de cráneo con hematoma epidural.

“Queremos informales que después de la agresión que recibió Andro en la taquería Taquearte de la colonia Roma el domingo del 1 de mayo pasado, el día de hoy fue trasladado del hospital San Angel Inn al Instituto Nacional de Neurología donde le realizaron diversos estudios y le fue confirmado el diagnóstico el trauma de cráneo con hematoma epidural”, señalan en un comunicado.

Cabe señalar que el joven aún permanece en vigilancia pues no ha recuperado el gusto ni el olfato.

Agradecieron el “estupendo” trabajo del Hospital Chapultepec San Ángel Inn, así como a la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) y a su titular Omar Garcia Harfuch, por la pronta detención del implicado, quien actualmente se encuentra en prisión preventiva en el Reclusorio Norte.

La familia Nava pidió que pronto la Ciudad de México “encuentre la paz y podamos volver a salir a las calles sin el temor que hoy nos invade”.

Previamente, en una entrevista para Aristegui Noticias, el padre de Andro, Manuel Nava, informó que su hijo se encuentra en riesgo de perder el olfato y gusto de manera permanente.

“Llegamos al hospital, lo dieron de alta a la media hora, pero en el trayecto dice que se siente mal y se da cuenta porque le dimos algo para comer y dijo que no le sabía nada y también se usó alcohol en las manos y tampoco pudo olerlo”, indicó.

Respecto a la agresión, el padre de Andro aseguró que la intención del sujeto era matar a su hijo, y que no cree que fue un acto de una persona que padece de sus facultades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.