Espectaculos

Esposa de Bruce Willis no sabe si el actor es consciente

Emma Heming habló de la salud de Bruce Willis, a siete meses de que fuera diagnosticado con demencia frontotemporal (DFT), reconociendo que la enfermedad sigue progresando, pues en este punto no tiene la certeza de si su esposo es consciente de lo que le está pasando, ya que una de las características de esta condición es que, mientras el paciente se encuentra en una etapa más avanzada, pierde la noción de que está enfermo y su personalidad como su comportamiento comienza a transformarse paulatinamente.

Willis y Heming se casaron en 2010 y ahora atraviesan un reto tan grande como lo es la enfermedad que padece el actor de 68 años. Los últimos años no han sido nada sencillos para los Willis, pues desde que el actor confirmó que dejaría la actuación, en la primavera del 2022, debido a que padecía afasia cambió todo en la dinámica familiar, sin embargo, esta no fue la noticia que más les impactaría, sino la que llegaría un año después, cuando el parte médico de Bruce informó que la enfermedad había progresado a una clase de demencia poco usual.

A partir de ahí, Heming, de 48 años, ha mostrado el gran apoyo que es para su esposo, pues como lo compartió en el programa de noticias “Today”, la mañana de este lunes, se ha convertido en la “compañera de cuidado” de Bruce, destacando que no le gusta la denominación “cuidadora”.

La actriz y exmodelo se sentó frente a Hoda Kotb, la presentadora del matutino, y Emma Dickinson, directora ejecutiva de la Asociación para la Degeneración Frontotemporal, para contar su experiencia con la condición de su marido, al expresar que se trata de una “enfermedad familiar”, ya que todos los miembros de la familia son impactados por sus efectos, ya que este tipo de demencia causa el deterioro del comportamiento, la personalidad y el lenguaje de quien la padece, cambiando por completo la forma de interacción que antes existía.

“Lo que estoy aprendiendo es que la demencia es difícil, es duro para la persona diagnosticada y también es duro para la familia; cuando dicen que se trata de una enfermedad familiar, realmente lo es”, dijo Emma.

En este sentido, Emma se sinceró y dijo que, desde que tuvieron el diagnóstico de Bruce, fue abierta y honesta con las hijas que comparten; Mabel de 11 años y Evelyn de nueve, debido a que es la manera en que siempre se han manejado como familia. Además, destacó que lo mejor es que las pequeñas entiendan las razones médicas de la enfermedad para que, de ese modo, puedan abordar el trato hacia su padre de la forma más correcta, pues destacó que aunque las embarga el dolor y la tristeza, tratan de dar su máximo para cuidar al actor.

“Cuando sabes qué es la enfermedad desde un punto de vista médico, todo tiene sentido, así que era importante que les hiciéramos saber qué es porque, ya sabes, no quiero que haya ningún estigma o vergüenza asociado al diagnóstico de su padre, ni a ninguna forma de demencia”, explicó.

Fue entonces cuando Kobt preguntó a Heming si Bruce era consciente de su enfermedad en este momento que el padecimiento sigue avanzando, a lo que su esposa contestó: “-“Es difícil saberlo”, pues en el pasado ya ha hablado de lo complicado que ha resultado relacionarse con el actor debido al deterioro de su condición.

Sin embargo, asegura que Bruce sigue siendo el regalo de la familia pues, a pesar de que su enfermedad les ha traído un reto a sus vidas, tanto ella como sus hijas han aprendido mucho, por lo que espera que todo este proceso las convierta en mejores personas.

“Creo que fue la bendición y la maldición (…) el diagnóstico de mi marido les está enseñando mucho sobre cómo cuidar y amar, y es algo hermoso en medio de la tristeza”, destacó.

Finalmente contó que tanto Demi Moore, la exesposa del actor, como las hijas que tuvo con la actriz: Rumer (35 años), Scout (32) y Tallylah (29) han sido un gran apoyo a lo largo de este proceso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *